Mi participación en la Vuelta a España Bandera ClubYBR

Para quién no sepa de lo que hablo o voy a hablar, la Vuelta a España Bandera ClubYBR es uno de los actos conmemorativos del 5º Aniversario del ClubYBR, al cual pertenezco. Esto consiste a grandes rasgos de realizar un recorrido por la geografía española con un presente -en este caso una bandera con el icono del club- el cual nos lo hemos ido pasando entre delegaciones hasta completar el recorrido estipulado. Si queréis profundizar en el tema, en esta página obtendréis toda la información: VUELTA A ESPAÑA BANDERA CLUBYBR

Debido a que la bandera pasaría por Ciudad Real, mi participación consistió en 2 etapas, una para recogerla y otra para entregarla. 
La primera etapa en la que participé, fue la nº 6 que une Madrid con Ciudad Real, siendo el lugar elegido para el traspaso, los molinos de Consuegra.  Debido a que este sitio estaba cerquita, decidí acudir con mi motillo. El plan que tenía intención de seguir era recoger la bandera en Consuegra, y volver por la CM-4169 que une Urda con Villarrubia de los Ojos, para visitar el Mirador de La Mancha (el mirador propiamente dicho, no el restaurante), a ver si podía sacar alguna panorámica buena, pero ya que era tardecillo, el asfalto mientras se circula por la provincia de Toledo está en buenas condiciones porque se reasfaltó hace 2 años aprox., pero una vez entras en la de Ciudad Real, es una mierda, -con YBR se pasa bien, pero con una moto grande, no puedes ir a más de 60 y venía Javi con su ER-6f y tampoco quería hacerlo penar, y sobre todo por el calor que hacía, sobre la marcha decidí volver por el mismo sitio, y hacer del viaje un mero trámite.

esperando ya la bandera con el mastil que le puse.

A Consuegra fuimos (bueno, y volvimos) por la vía rápida, o sea, N-401 hasta La Alberca y ahí CM-4116 hasta Consuegra pasando por Urda. Un poco antes está la CM-4167, que entrando desde Ciudad Real, permite ahorrarte 10 Km. pero el estado del asfalto, bueno la carretera completa es vergonzosa y si no vas en un todo terreno, mejor y no te metas por ahí.

ya llegan los madrileños

Una vez llegamos al lugar previsto, buscamos una buena sombra para esperar a los compañeros madrileños,  ya que llegamos un poco antes de la hora para hacer unas fotillos, pero con tanta calor, hasta se me quitaron las ganas.

 preparando la foto de rigor.


Realizamos el traspaso de la bandera, y después de unas cervecitas en un bar cualquiera del pueblo, vuelta para casa. Eso sí, a unos cercanos 40º.

y sin un milímetro por segundo de viento.

La segunda, -la 7ª de la vuelta- es la que debería unir Ciudad Real con Valencia, estando el punto de encuentro situado en Alarcón, provincia de Cuenca, pero como semos asín, y Javi, que es el otro YBRero -se lee iberrero, no yerbero o yebrero como he oido- en activo de la delegación manchega vive en Puertollano, decidí hacerle un pequeño homenaje, y hacer la salida de la etapa desde allí. -Sí, estoy hablando de decidir las cosas en primera persona, pero es que en realidad es así, todos los embrollos salen de mi mente pensante-.
Para esta ocasión, debido a la cantidad de kilómetros y al trazado de estos -atravesamos la mancha, así que  curvas las justas- fui en Inesperada.


La foto de la salida, la hicimos en el Museo de la Minería, que tiene pendiente una visita, ya que el guardia nos hizo el favor de dejarnos pasar al jardín para poder hacer la foto, ya que aún estaba cerrado. (creo que abren a las 10, y aún faltaban unos minutos)


El recorrido, pues tiene poca historia para la ida, autovía hasta La Puebla de Montalbán -sólo es posible el acceso a Alarcón por ahí, hasta que terminen las obras en la presa del pantano- y luego marcha atrás por la N-III hasta Alarcón.

Nada más llegar, como los amigos valencianos se iban a retrasar un pelín, pues nada, sesión de fotos con anécdota incluida. Aún a pesar de no haber una mínima sombra, corría el aire y no se estaba mal. Ver sino la bandera como ondea.

posando antes de realizar la entrega.

Mientras posábamos esperando que saltara el temporizador de la cámara, apareció un hombre por allí con mas oro en los dientes que el que sortea la Cruz Roja remoloneando entre nosotros y nos pregunta  con acento portugués que si le dejamos, que su hija se quiere hacer unas fotos en la moto.
Tras repetir la toma, le dejó el dueño de la moto.

Esta debía ser la madre.

yo lo flipé con las posturitas que se marcaba la pava para tener 13 o 14 años.

Ya se lo que sienten los paparachis robando posados jajaja

Bueno, dejando de lado la gilipollez y volviendo al tema, os pongo una panorámica de Alarcón.


Una vez hicieron acto de presencia la delegación valenciana, tras los saludos y presentaciones oportunas, realizamos el traspaso del testigo...


... y nos fuimos a comer.


la comitiva (y una lata que pasaba por allí) entrando en el recinto del castillo.

Después les seguí yo.

Franqueando la primera defensa... ains me he emocionado. Es ver un castillo...  cruzando la primera puerta...

 la segunda...

y como no hay 2 sin 3, pues eso, la tercera. El escudo está un poco perjudicao por paso del tiempo

Dentro del pueblo, como no corría el aire, se dejaba caer bien el calorcete. Cosa que propició que estuviéramos hasta más de las 5 de sobremesa con el fresquito del restaurante.

Una vez nos decidimos a que era mejor dejar el aparato de aire donde estaba, dimos un pequeño garbeo por el pueblo haciendo un poco de turismo, -y hora, porque cualquiera se ponía el traje de romano con la que estaba cayendo, por mucha cremallera ni chaqueta de verano- antes de despedirnos.

esta es la puerta del castillo (parador) por dentro. 

Lo cierto es que el parador me defraudó un poco. Por supuesto estaba todo super limpio y restaurado, pero me esperaba algo más grandioso para tratarse de un castillo.



Navegando por internet me he encontrado con que hay otra iglesia con una portada tanto o más bonita y tallada que esta. Una lástima no haberla visto. Para la próxima me informaré mejor de lo que ver.


corriendo hacia la sombra del ayuntamiento

 otra iglesia más. Esta está en la misma plaza del ayún.

Con esto se podría dar por concluido el paseo por Alarcón.
Para la vuelta, Javi me propuso la idea de irnos por algún otro sitio para coger algunas curvas, que no está preparado para la diversión que supone volver por autovía, y menos atravesando la mancha -no hay ni cambios de rasante siquiera, una recta infiniiiiiiiiiiiiita- total, que decidimos bajar por la autovía hasta La Roda y allí coger una terciaria -CM-3136- hasta Barrax que es donde empiezan (o acaban, según a dónde vayas) las curvas de  la N-430 hasta Ruidera y llegar ya por esa carretera hasta casita.
Por aquí, salvo porque salen 50 Km más que por autovía, no habría tenido más historia salvo por dos grandes detalles (iba a decir pequeños, pero ya veréis).

El primero es que tras un parque eolico a la salida de La Roda, ya casi llegando a Barrax, encontré el padre de los molinos, o por lo menos el hermano mazas, lo pongo porque no había visto nunca un molino tan grande. No se si se apreciará, pero en la realidad es el doble que uno de los que se ven normalmente tanto de ancho como de alto como de longitud de palas..



Y el segundo detalle a destacar fue el susto que me metieron a la salida de Barrax, (39.044589,-2.243101 según el gmaps dir. CR) unos señores que escondidos entre unos matorrales, se dedicaban a hacer fotos a todo el que pasaba igual que los que se ponen en las montañas rusas, que nunca los ves pero luego te sacan con la mejor de las sonrisas. Me acordé un rato del Señor de los Radarcillos que seguro que diría que es por mi seguridad... seguridad de que casi me la pego por la sorpresa y el intento de incar freno (un acto reflejo que tengo cuando huelo un aparatejo de esos) aún yendo a velocidades legales.

Y así, sin más sobresaltos ni problemas, llegamos sanos y salvos a nuestra casa.

He estado un poco tiempo sin escribir, pero no es más que por diversos motivos apenas he cogido la moto. Espero que este otoño, pueda realizar mas viajes.

V'sss

P.D. Aún me ha llegado ninguna receta, lo que demuestra que tampoco voy muy pasado por las carreteras. Quienes me conocéis, sabéis de mi estilo.

No hay comentarios :

Publicar un comentario